ESOS “ACUERDOS” TÁCITOS EN LA PAREJA